No tomes a pecho las cosas; ninguna (Parte 2)


Artículo de Opinión.

El Poder del Perdón.

Video Obtenido de MindValley.

Consejo 1. No tomes a pecho las cosas; ninguna (literalmente).

En el primer artículo, presentamos esta serie de consejos donde voy a contar consejos puntuales sobre cómo aliviar el estrés, y usar herramientas para no caer en un exceso profundo. En esta ocasión, vamos a conocer el primer consejo para tener la capacidad de controlar el estrés, y nos ayudará a ver las cosas de otro modo.

Consejos para aliviar el estrés de tu vida, y para siempre (Parte 2)
No tomar las cosas de manera personal, te ayuda a sentirte mejor. Imagen proporcionada por Frepick.

Cuando hablamos de no “tomar a pecho las cosas”, me refiero a toda situación que no podamos controlar. Por ejemplo, no podemos controlar el clima de un día para otro; no podemos obligar que una persona con un pensamiento diferente piense igual que nosotros; ni tampoco, podemos acelerar que alguien trabaje rápidamente, o termine un proyecto en menos tiempo. Y si nos ponemos a pensar, hay muchas situaciones que, a pesar de todo, nunca vamos a poder controlarlas; y eso es normal, pues nos enseña que somos personas y, por lo tanto, no tenemos esa capacidad.

Sin embargo, podemos usar herramientas que nos ayudarán, y te las cuento ahora.

Mira las cosas del lado positivo.

Una de las cosas que me ha ayudado a no estresarme en exceso, es ver todas las cosas del lado positivo; sí, todas. Y sé que puedes decirme que eso no es correcto, porque hay situaciones graves, en que verdaderamente no es fácil ver que positivismo existe. Pero tenemos que aprender y esforzarnos por ver en cada situación las cosas positivas que han hecho las personas, y fijarnos en ello; sé de nuevo que todo esto te puede resultar difícil, pero créeme, el saber mirar el lado positivo te hará sentir mejor, y bien de salud.

Si alguien no te cae, o tienes enemigos, tienes que aprender a ver el lado positivo de las cosas; y comprobarás de manera científica… el saber perdonar, y sentirse bien de salud. Esta situación, me recuerda a una anécdota de mi padre, quien se estresó en exceso, cuando mi madre enfermó de Covid-19, al parecer, al asistir a la iglesia.

Se enojó mucho, y hasta tuvo una actitud áspera frente a muchos hermanos de la iglesia, y sobre todo con el pastor; y la verdad es que aproveché esta situación para poder ver el lado positivo de todo esto; y fue en el momento menos indicado para mí cuando aprendí realmente una lección, y una comprobación de lo que la biblia nos enseña acerca del perdón.

Cierta noche, vino el pastor de la iglesia de mi madre, y estuvimos conversando sobre unos asuntos importantes relacionado a la iglesia, pero para este momento mi padre tenía mucha vergüenza de salir a conversar, y se fue a dormir de manera mentirosa a su cuarto, y desde allí escuchaba toda la conversación. La razón por el cual él no salió, es que se había discutido brevemente con el pastor sobre permitir que él permitiera que, en la iglesia, no usen mascarilla (y estaba en razón, y nunca debatí sobre ello).

Frente a esta situación, se había armado una discusión para saber quien o cómo se había contagiado mi madre; y todo esto causó un enorme estrés en mi papá, y tenía razón en parte. Pero yo por mi parte, siempre tuve una actitud neutral y amorosa en ambas direcciones; no permití que el diablo me proporcionara conejos; al final, el diablo aprovechó para dar consejos a mi papá, y es por ello que tuvo un excedente y se estresó demasiado.

Esa noche comprobé con mis propios ojos y sentidos sobre la importancia de saber perdonar, y no tomar las cosas a pecho. Pues a cabo de unos minutos mi padre salió fuera, y de nuevo, tuvo una conversación áspera con el pastor, y la conversación se puso tensa. Le dije a mi papá que tuviera paciencia, y que bajara la voz, y lo hizo.

Luego de terminar su conversación, se fue al baño, y tomó unos minutos en venir de nuevo; y cuando vino, aprecié lo que Dios había hecho en ese mismo instante con él, pues el espíritu santo se llenó en su persona, y con una actitud humilde y llena de amor, se vino hacia el pastor, y le dijo:

  • Hermano, deseo que usted me perdone.

Inmediatamente todo el entorno se lleno de otro ambiente, y todo la tensión y el estrés se fue en tiempo real. Fue en este instante, cuando recordé las palabras de Jesús, cuando le dijo a Pedro: Tienes que perdonar no siete veces, sino hasta 70 veces siete (Mateo 18:22), y sé que muchas veces oí y leí este pasaje de la biblia, pero son las pocas veces en que me he preguntado ¿Qué beneficios trae en perdonar siempre?

La respuesta la obtuve hace tiempo ya, mirando un video científico sobre la importancia y los beneficios del perdón; pero... pero la verdad es que esa noche comprendí todo sobre el perdón, y sé que todo lo que se dijo en la biblia es verdad. Esa noche, pude sentir como la situación cambió de un momento a otro, y toda la tensión se terminó.

Sé que más arriba de este artículo, aseguré que “hay cosas que no podemos controlar”, pero la verdad es que, en muchos casos, no es así. Esa misma noche, todos dormimos bien, y toda dolencia, todo estrés, toda carga, se fue gracias al sabio y gratis consejo del perdón.

Sé que te puede sombrar esto o no, o tal vez, no seas creyente de lo que dice la biblia, o sea cualquier sea tu situación; la importancia del perdón tuvo un impacto positivo en nuestra salud, y este mismo consejo debes de seguir, o al menos esforzarte por imitar. No obstante, saber perdonar nos ayuda justamente a aplicar este consejo para saber controlarnos.

El saber que podemos mirar las cosas del lado positivo nos ayuda a darnos cuenta que podemos vivir sin aprietos, o situaciones tensas. Por ejemplo, puede que nuestra pareja nos estrese demasiado porque siempre viene borracho, o no nos proporciona la pensión de nuestros hijos; pero saber tomar las cosas del lado positivo, y saber perdonarlo, te hará sentir mejor, y bien de salud. ¿Nadie desea estar enfermo verdad?

Pues nadie desea tener una mala salud si somos conscientes.

Si en tu trabajo tienes superiores o personas que desean ser más listos que tú, tienes que aprender a manejar la situación y ver todas sus cosas como algo secundario, o “no tomar las cosas a pecho, o de manera personal”; deja que ellos sigan con sus actitudes, porque tarde o temprano terminaran mal. No es necesario que te vengues, la vida misma está diseñada para que todas las personas paguemos por las cosas que hemos hecho en esta vida.

La biblia nos asegura que, si tú deseas prosperar en esta vida, es necesario que te esfuerces por hacer el bien. ¿Con qué objetivo dice esto? El objetivo es que puedas vencer el mal haciendo el bien; si eres una persona que siempre estas haciendo el mal, tarde o temprano el bien te caerá sobre tu mal, y ya no serás más.

Ya sabes, mira todas las cosas del lado positivo. Si algo no te gusta mira el lado amable y positivo que tiene; no te aseguro, que fomentes o seas cómplices de la maldad u otro antivalor, solo te pido que mires las cosas positivas, y seas justo. Si pones en práctica este consejo, te aseguro que vas a mejorar como persona, y tendrás tesoro en los cielos.

Publicar un comentario

0 Comentarios